Portada | Almadrasa | Foros | Revista | Galería | Islam | Corán | Cultura | Poesía | Andalus | Biblioteca | Jesús | Tienda

  

Episodio 7: Imâm Mâlik – Parte I

 

En el nombre de Al·lâh([1]), El Todo Misericordioso, El muy Misericordioso.

Las alabanzas son para Al·lâh, Señor de los mundos

y que los Rezos y la Paz de Al·lâh sean sobre el profeta Mohammad (SAAWS) [2]

 

Bienvenidos a todos y seguimos con nuestro programa "Un Llamamiento a la convivencia".

Una presentación sobre el Imâm Mâlik:

Venimos tratando acerca de los cuatro imames. Hoy hablaremos sobre un nuevo imâm, se trata de: el Imâm Mâlik.

El Imâm Mâlik es el modelo del hombre que pudo agrupar a miles de gente a su alrededor por muchos años. Vivió 94 años, desde el año 93 hasta el año 185 de la Hégira[3]. ¡Empezó a emitir los dictámenes a la edad de 17 años!. Dice en este contexto: ''no emití las fetuas hasta que me lo permitieron setenta ulemas de la Medina”.

En el episodio de hoy discutimos sobre ¿qué es lo que poseía Mâlik para presentar durante estos largos años a este gran número de gente? Hay un dicho del Profeta (SAAWS) en que vaticina la existencia del Imâm Mâlik: ''la gente se va a esforzar – sufriendo el agotamiento que supone viajar a lugares extraños - en busca de la ciencia y entonces no encontrarán a nadie más que al sabio de la Medina''. En este dicho el Profeta (SAAWS) adivinaba que la gente se agrupará de todo el mundo buscando a un hombre para enseñarles y que lo encontrarán en la Medina. Los ulemas y la generación posterior a la del Profeta (SAAWS) nunca sospecharon que él- que los Rezos y la Paz de Al·lâh sean sobre él- se refería al Imâm Mâlik. Por eso fue denominado ''el sabio de Medina'', así como ''el Imâm de la casa de Al hiÿra (emigración).''

El Imâm Mâlik nació, vivió y murió en la Medina. No salió de ella sino para ir a la Meca para hacer la peregrinación mayor o menor. Impartía sus clases en la mezquita del Profeta (SAAWS) y exactamente en el lugar más bello: entre su almimbar y su casa -que es Arrawda (jardín). Como dice el Profeta (SAAWS): ''el lugar situado entre mi almimbar y mi casa es un jardín de los jardines del Paraíso''. El Imâm Mâlik se reunió con la gente durante 70 años en Arrawda, ¡70 años! Eso significa que se reunió con tres generaciones de todo el mundo.

Las clases del Imâm Mâlik:

Daba dos clases: una especial a sus discípulos, en que les enseñaba el método que iba a legarles. Y otra clase general sobre la jurisprudencia a la que acudían cientos de miles. Con el aumento del número de gente, la mezquita no cabía para todos. La solución era tener ayudantes que tuviesen experiencia de todas las nacionalidades, ¿porqué? Porque la gente que acudía venía de todos los lugares de la tierra.

La clase empezaba de la siguiente forma: la gente de la Medina entraba para asistir a la lección de Mâlik Ebnu Anas y salía, luego entraba la gente de Al Hiÿâz, luego los de Irak, luego los de Ash·shâm, después los de Egipto y al final los de Al Andalus.

¡¿Cómo pudo este hombre reunir a toda esta gente mientras nosotros no podemos convivir ni siquiera en una misma casa?!

¿Quiénes fueron sus discípulos?

Fueron de tres continentes: Asia, Europa y África. Ash-shâfi‘î era de Meca, Yahyâ Ebnu Yahyâ de Al Andalus, Asad Ebn Al Forât de Túnez, Shabtôn de Al Andalus, Ebn Al Ashhab de Egipto y Al ‘Atîqî de Palestina. Esa mezcla entre las nacionalidades ha tenido lugar en la época del Imâm Mâlik mientras que las universidades europeas no conocieron esa mezcla de razas hasta el último siglo.

¿Cuál fue el secreto? ¿Qué tenía ese hombre para agrupar a la gente? ¿Cómo podemos ser iguales a él?

¿Quiénes asistían a sus clases?

Los califas: cuatro de los grandes califas del Estado Abbasí y del mundo islámico que eran: Al Hâdî, Hârûn Arrashîd, Al Amîn y Al Ma’mûn. No acudieron a él por casualidad estando en su camino para peregrinar, sino que viajaban de Irak especialmente para asistir a las clases de Mâlik.

Asistían también todos los príncipes y gobernadores, todos los grandes hombres de ciencia como Abû Hanîfa, quien era mayor que él con 13 años. Así como Mohammad Ebn Al Hasan y Abû Yûsof que vinieron de Irak. Acudió también Al·layz Ebnu Sa´d el gran sabio de Egipto, As-shâfi‘î que más tarde llegará a ser un gran sabio.

Había otra cosa extraordinaria: su hija Fátima se sentaba detrás de una pared para escuchar la lección. Había alguien que leía y luego Mâlik comentaba sobre su lectura, si ése se equivocaba, Fátima tocaba la pared tres veces para que el Imâm Mâlik supiera que el lector se ha equivocado. ¡Esa chica, educada por el Imâm Mâlik, corregía los errores de los hombres!

Os digo otra cosa más extraña aún: antes de la fundación del Estado Abbasí estaba el Estado Omeya que era muy fuerte hasta que El estado Abbasí lo derrotó después de una larga lucha. Entonces un hombre omeya llamado ‘Abdur·rahmân Ad-Dâjel o Saqr Qoraysh se escapó del Estado Abbasí y estableció un Estado Omeya en Al Andalus. La relación entre ambos estados era muy mala y quien tenía relación con uno de los dos estados se consideraba enemigo del otro. Imaginad que ambos estados aceptaron al Imâm Mâlik Ebnu Anas y que tanto ‘Abdur·rahmân Ad-Dâjel el califa del Estado Omeya y Hârûn Arrashîd el califa del Estado Abbasí le admiraban.

Mâlik y el califa:

Es más, Hârûn Arrashîd uno de los más fuertes califas del mundo islámico, envió un mensaje a Mâlik diciéndole: “¿aceptas venir a Irak para enseñar tu ciencia a mis hijos?”. Entonces Mâlik le contestó: “Príncipe de los creyentes, ¡que Al·lâh te de prestigio! Esta ciencia viene de vosotros, si le dais prestigio será prestigiada, y si la humilléis será humillada. ¡Oh Príncipe de los creyentes! No es la ciencia que acude a la gente, sino es la gente quien acude a ella.” Observad cómo ha empezado su mensaje con el prestigio y dijo al califa que la ciencia viene de ellos, porque los abbasíes pretenden ser de la descendencia del tío del Profeta (SAAWS), que los Rezos y la Paz de Al·lâh sean sobre él, por eso tienen que dar prestigio a la ciencia y no humillarla. De ahí que el califa no pudiese enfadarse y dijo: “tienes rezón. Que viajen mis hijos a Mâlik.”

Pero Mâlik puso sus condiciones: que no adelanten a la gente que está ya sentada y que se sienten en el lugar que encuentren.

Lo más gracioso es que, después de este acontecimiento, Hârûn Arrashîd vino a la Medina, se alojó en su palacio de allí y envió a Mâlik para que viniera a enseñarle la ciencia. Entonces Mâlik le dijo: “No es la ciencia que acude a la gente, sino es la gente quien acude a ella.”

A lo que Hârûn Arrashîd respondió: “entonces vengo a ti, pero di a la gente que se vaya hasta que termine y luego que vengan a asistir a tu clase”. Mâlik replicó: “¡Oh Príncipe de los creyentes! Si la ciencia es reservada a la élite, ni ésta ni la masa se beneficiarán de ella”. Entonces el califa vino para asistir a la clase. Mâlik señaló a sus estudiantes que se sentara en la última fila, los acompañantes del califa le dieron una silla para sentarse, lo que no gustó al Imâm Mâlik. Pero como era inteligente y dotado de razón, no dijo nada y empezó su clase como lo hacía cada vez diciendo: “dijo el Profeta (SAAWS), que los Rezos y la Paz de Al·lâh sean sobre él, que Al·lâh dice: “quien se muestra humilde ante mí…” y se puso a bajar la mano hacia el suelo… “lo elevo así…·”. Hârûn Arrashîd entendió, y con una sonrisa ordenó “cojan la silla”. Observen la inteligencia y discreción de este hombre que hizo que el califa le obedeciera y quitase la silla, cuando pudo haberlo hecho de modo que enfadara al califa y éste cogiese la silla y se la arrojase.

¿Cuál es el secreto de la reunión de la gente alrededor del Imâm Mâlik?

Debemos conocer lo que tiene Mâlik. ¿Cuál es la característica que le dio esta gran condición?

¿Será la característica del liderazgo? Dice el imám Al Shafeí: “No sentí más solemnidad de alguien como de Mâlik Bnu Anas”. Dijo Saíd Ben Hind Al Andalusi: “No sentí más solemnidad de alguien como de ‘Abdur·rahmân Ad-Dâjel (El príncipe Abderramán) … el fundador del califato omeya en Al Andalus… hasta que me encontré con Mâlik Bnu Anas, reduciéndose, a partir de entonces, la solemnidad que sentía de ‘Abdur·rahmân en comparación a la de Mâlik”

¿Será su bella apariencia? Mâlik fue descrito como un hombre alto, rubio, de ojos azules, tez blanca, muy hermoso. Dicen los árabes: “No hemos visto una blancura de tez como la de Mâlik Bnu Anas”.

¿Será su gran inteligencia? Dijo de él su profesor Rabî’a: “No he visto en esta época más sensato que Mâlik Bnu Anas”. Y cuando Mâlik venía a verle, Rabî’a le señalaba y decía a sus alumnos: “Ha venido una persona sensata”. Podemos decir que este episodio es un análisis de la personalidad de Mâlik. ¿Cuál es el secreto de este hombre?

¿Será su gran fe? Los alumnos de Mâlik llamaban a la puerta de su casa, entonces les decía: “¿de qué día es hoy? ¿El día de la jurisprudencia o de los dichos del Profeta (SAAWS)?”, le respondían: “Es el día de la jurisprudencia”, entonces Mâlik les abría la puerta inmediatamente. Y cuando era el día de los dichos del Profeta (SAAWS) tardaba un poco en abrirles, y le preguntaban: “¿Por qué has tardado en abrirnos?”, entonces les respondía: “Para poder realizar la ablución y perfumarme para leer los dichos del Profeta (SAAWS)

Una vez Harun Al Rashid le regaló un grupo de camellos, entonces Mâlik los dio como limosna y dio uno a su alumno el Imâm Asshafe’î.

Asshafe’î le dijo: “Deja uno para ti”. Mâlik le respondió: “Yo no monto en la ciudad del Profeta Mohammad, que los Rezos y la Paz de Al∙lâh sean sobre él”. Pero aun así no se lo prohibió a sus alumnos. ¿Será su fe? Ha habido varios ejemplos parecidos, como Mohammad Ben Al Munkader que cuando oía el nombre del Profeta (SAAWS) se le cambiaba el color de su cara y se ponía firme. ¿Serán las cualidades del liderazgo? ¿Será la fe? ¿Será su inteligencia? Todo esto es cierto, pero no son el secreto.

El secreto es su forma de pensar y su método. Mâlik construyó sus ideas sobre dos palabras: la búsqueda de lo más beneficioso y lo más fácil para la gente. Mâlik siempre se ponía a sí mismo en el lugar de los demás. Y esto es la sustancia de la convivencia. Todos nosotros pensamos solamente en nosotros mismos y en nuestras ideas y nuestras necesidades. Pero la mejor persona es quien se pone en el lugar de los demás y observa los asuntos desde su ángulo de visión.

La jurisprudencia islámica del imám Mâlik:

La jurisprudencia islámica del Imâm Mâlik se puede resumir en estas dos famosas sentencias:

1.- “Donde está el beneficio, encuentras la legislación islámica” vas a encontrar la aleya y el Hadîz (dicho del Profeta, que los Rezos y la Paz de Al·lah sean sobre él) donde se recoge el beneficio de la gente.

2.- Y la segunda norma es: “las cosas son lícitas en esencia

El Imâm Mâlik dice: “el sabio en la jurisprudencia islámica (alfaquí) es quien declara lícito a la gente con prueba, por el contrario, todo sabe declarar la ilicitud”.

El Imâm Mâlik llegaba a repetir ‘no sé’ durante un año entero, porque buscaba una solución para no declarar la ilicitud a quien le preguntaba sobre una cuestión; esto es lo que ha dejado que miles se unieran en torno a él, porque les decía lo que estaba conforme con sus intereses, y la verdad de la gente es que cada uno es cautivo de su beneficio; la gente ha dicho a nuestro señor Noé: “…Ni vemos que gocéis de ningún privilegio sobre nosotros” (TSQ[4] (Sura de Hûd – aleya 27) es decir, si quieres que te sigamos, haznos ver sobre nosotros tus privilegios.

Además, ha escogido unas aleyas, y han sido la base de su método; de estas aleyas : “ …y no os ha impuesto ninguna carga en la religión...” (La sura de Al Haÿÿ, La Peregrinación Mayor – Aleya 78), esta aleya es crucial desde el punto de vista del Imâm Mâlik, “Al·lâh quiere hacéroslo fácil y no difícil…”(La sura de Al Bakara, la Vaca – aleya 185). “Al·lâh quiere aliviaros, ya que el hombre fue creado débil.” (La sura de An·nisâ`, Las mujeres –aleya 28).

Ha construido su jurisprudencia islámica sobre estas aleyas, así, Mâlik empezó a pensar en lo asequible y lo beneficioso para la gente.

Lo que podemos aprender de éste es que debemos pensar en el beneficio de la gente antes que en el nuestro.

Siempre el Imâm Mâlik empezaba su lección con el dicho del Profeta (SAAWS)- los Rezos y la Paz de Al·lâh sean sobre él – “el creyente es indulgente, flexible y sencillo”. Voy a daros algunos ejemplos simples que muestren cómo el método del Imâm Mâlik ha unido toda esta gente en torno de él durante todos estos años; por ejemplo: El Imâm Mâlik ve que el matrimonio es uno de los puntos capitales del Islam, por esto encuentras en su jurisprudencia islámica cualquier asunto que facilita el matrimonio, vas a encontrar en su jurisprudencia islámica muchos asuntos que hacen la vida de la gente más fácil y más tranquila. Y conforme al dicho del Profeta – los Rezos y la Paz de Al·lâh sean sobre él- en el Bujârî, que es: “ha venido un hombre blanco casado con una mujer blanca .El hombre ha venido al Profeta (SAAWS) y su mujer ha engendrado un niño negro.

El hombre dijo: “¡Oh mensajero de Al·lâh es un niño negro!”. El Profeta – los Rezos y la Paz de Al·lâh sean sobre él- entendió la intención del hombre, así, el mensajero de Al·lâh dijo: “¿tienes camellos?” Le respondió: “sí, mensajero de Al·lâh” Le preguntó – los Rezos y la Paz de Al·lâh sean sobre él: ¿Qué color tienen? Dijo: rojo. Entonces le dijo – los Rezos y la Paz de Al·lâh sean sobre él – “¿Tiene entre ellos camellos de otro color? Respondió: “si, Mensajero de Al·lâh”. Entonces preguntó – los Rezos y la Paz de Al·lâh sean sobre él- “¿cómo ha venido?” Le respondió: “puede ser que una vena se le haya mezclado” (es decir de unos genes que se han mezclado). Así, el Profeta – los Rezos y la Paz de Al·lâh sean sobre él- le dijo “y este niño, puede ser que una vena se le haya mezclado. Vete, hombre;”

Así, el Imâm Mâlik ha tomado de este dicho que el origen es la buena intención con la gente y no es la sospecha en ellos, así, el Profeta – los Rezos y la Paz de Al·lâh sean sobre él- ha cerrado la puerta de la duda en vez de abrirla.

Otra cuestión curiosa en la jurisprudencia de Mâlik relativa a la ablución. Si alguien efectúa sus abluciones y luego duda de haberlas hecho, ¿esto invalida sus abluciones o no?:

Algunas personas están obsesionadas, entonces hacen sus abluciones y luego dudan que las habían hecho y vuelven a efectuarlas. Luego se dirigen a la mezquita y hacen sus abluciones otra vez. Antes de cumplir la oración vuelven a hacer sus abluciones en medio del sermón. Imâm Mâlik dice a semejante persona: “¿puedes jurar como ves el sol que has invalidado tus abluciones?”

La persona contesta: “No”.

Mâlik dice: “entonces, has hecho tus abluciones”. De eso concluimos que la jurisprudencia del Imâm Mâlik viene para facilitar la tarea a la gente, no como otros alfaquíes que sólo se interesan por dificultarlo todo ante la gente. Diré a algunos alfaquíes y muftís: “contemplad las palabras de Mâlik”: “el sabio en la jurisprudencia islámica (alfaquí) es quien declara lícito a la gente con prueba, por el contrario, todo sabe declarar la ilicitud”.¡Por eso muchas personas acudían de todas partes del mundo para ver al Imâm Mâlik incluso de Al Andalus!

El Imâm Mâlik decía: “¡cuando me pregunta una persona por mi opinión en una cuestión le pido una semana durante la cual pierdo el apetito y el sueño hasta encontrarle una salida y una solución a su interés!”. El Imâm Mâlik fue el imâm que más dijo “no sé”, porque no querría emitir una fetua que prohibiese algo hasta que estuviese seguro al cien por cien de decirlo, con el fin de facilitarlo a la gente.

Un día dijo a una persona: “quédate en la ciudad, juro por Al·lâh que no tengo respuesta ahora para ti, déjame pensarlo tal vez encuentre algo”. Luego le dijo: “¿Estuviste enfadado o tuviste la intención de amenazar cuando juraste que estuviera divorciada su esposa?”. Su propósito era buscar una salida.

El libro de Al Muwatta´ ( El Camino Allanado) del Imâm Mâlik

El Imâm Mâlik recopiló todas sus opiniones y fetuas en un libro que tituló Al Muwatta´. Se considera el primer libro escrito en el islam. Al Muwatta´. Comienza con ahâdices, dichos de los compañeros del Profeta (SAAWS), de sus seguidores, de los medinenses y finalmente termina con su opinión. Luego vuelve a los ahâdices, los dichos de los compañeros del Profeta (SAAWS), etc. Al Muwatta´ es el primer libro escrito en el Islam después del santo Corán. Es decir que el Imâm Mâlik fue el primero que introdujo el género de escritura a la jurisprudencia y religión. Contemplad por qué fue titulado Al Muwatta´. Eso significa El Camino Allanado para los musulmanes. El título procede de la jurisprudencia del Imâm Mâlik. El libro incluye doce mil hadîz. La Umma islámica acogió con beneplácito el libro hasta el punto de que el califa Hârûn Arrashid lo aprendía de memoria y lo narraba.

Se distingue este libro por ser de ahadîz y de jurisprudencia a la vez, además de que constituyó una fuente importante para Al Bujârî en su método de investigación y recopilación de los ahadîz. Asimismo fue una fuente que preparó el terreno para Ash·shâfe`î para escribir sobre los orígenes de la jurisprudencia.

Un día preguntaron al Imâm Mâlik: “¿cuál es el acto más preferido para ti?”, contestó: “causar alegría en los musulmanes, el Profeta Mohammad, que los Rezos y la Paz de Al·lâh sean sobre él, dijo: “Aquel que alivia a un creyente de una aflicción de este mundo, Al·lâh le aliviará su aflicción el Día del Levantamiento”. Yo he prometido aliviar las aflicciones de los musulmanes”. ¡Mirad la misión de este sabio!

El lema del Imâm Mâlik:

Su lema era: “cuando pedían al Profeta, que los Rezos y la Paz de Al·lâh sean sobre él, elegir entre dos asuntos, elegía el más fácil”.

Espero que aquellos que lo cierran todo ante ellos y ante la gente, que observen este dicho. ¡Dios nos libre! Esto no es un llamamiento a la permisividad. El ´lema es “dar permiso con una prueba”. ¡Algunos se sorprenderán que los que atrajo a las tres generaciones de todas las partes del mundo es la facilidad sobre la que se basaba su método! El Imâm Mâlik fundó su escuela y su método sobre esta base y denominó su libro Muwatta´para transmitir este significado.

El papel de los padres en la formación del Imâm Mâlik:

Antes de terminar quiero daros la clave de cómo Mâlik llegó a esa imagen. Déjenme finalizar el episodio con una palabra dedicada a los padres!. A Mâlik, de niño le sucedió algo con sus padres, lo que le hizo llegar a ser el Imâm Mâlik. A Mâlik de niño le encantaba mucho jugar, y estudiaba muy poco. Sus hermanos menores eran más estudiosos, en cambio él le fascinaba jugar con las palomas y cantar.

A su madre le encantaba que Mâlik fuera un sabio como su padre y su abuelo. Cuando su padre le encontró así quería cambiar su conducta, ¿cómo podemos cambiar la conducta de nuestros hijos?

El padre decidió organizar un concurso después del rezo del viernes. Les preguntaba a los hijos sobre las ciencias que estudiaban, y sus hijos menores contestaban mejor que él. Su padre le miró y le dijo: ¡¡las palomas te han entretenido de estudiar!!! Eso fue todo lo que dijo el padre. Mâlik contaba esa historia cuando tenía 70 años! Todavía se acordaba de esas palabras, el padre le dio un mensaje indirecto. El Imâm Mâlik contaba que se enojó de que su hermano menor le ganara. Entonces, decidió ganar en otra cosa, y se dedicó al canto. Allí vino el papel de la madre cuando le dijo: Mâlik, si el cantante no tiene buena voz, aunque fuera guapo, la gente no se daría cuenta de él. Su madre no le despreció ni le dijo que su voz era mala, sino le hizo llegar un mensaje: que la buena cara no era suficiente para cantar. ¡Fijaos en la grandeza de esa madre!

Las madres ahora imitan el servicio de asuntos administrativos en las empresas (casas): Duerme, come, lee, bebe, estudia, memoriza, etc… Esta no es la educación. La educación es lo que hizo la madre de Mâlik. La educación es cómo mejorar a los hijos. Además, su consejo vale para los cantantes de nuestros días. Ella les dice que no es suficiente ser guapos para cantar. Eso lo que dice la madre de Mâlik, y no lo digo yo.

Entonces Mâlik dijo a su madre: ¿que hago?

Ella le dijo: no te superarás mucho cantando, pero tal vez sí estudiando. Qué grande era esa madre. Que buen carácter tenía. Por eso Mâlik llegó a ser de esa mentalidad tan abierta. Mâlik cuenta: “aquella noche dormí pensando, y cuando me levanté mi madre me dijo que me había comprado ropa nueva”. “¡Y encontré que me había comprado la ropa de los sabios! Así, cuando me puse el turbante de los sabios sobre mi cabeza, aunque me resultaba tan pesado, yo estaba muy orgulloso de llevarlo. Entonces salí llevando ese turbante por la calle, yo contemplando a la gente y la gente contemplándome, lo que me hizo sentir más alegre si cabe”. ¡Y volvió a su madre diciendo que quería estudiar!

Fue él quien le dijo a su madre que quería estudiara. Le dijo que fuera a Rabî’a, el sabio de la ciudad, ¡para aprender de su educación antes que de su ciencia!!! ¡Y se estuvo acordando de esa historia después de haber pasado 70 años!!

¿Ahora sabéis porqué Mâlik ha sido tan abierto? ¡¿Ahora sabéis porqué siempre se ponía en el lugar del otro?!

Esta es nuestra religión, esto es nuestro Islam. Me estoy dirigiendo a Occidente en estos episodios. Ya que estos episodios se ponen en canales occidentales y no sólo en los árabes. Yo digo a Occidente: aprende a convivir con nuestro Islam, no nos impongas tu cultura. No digas que eres el único que sabe convivir con el otro.

En nuestra historia hay uno que nació en el año 93 de la Hégira, llamado Mâlik Ebnu Anas, construyó su estilo a base de favorecer el beneficio general y lo más asequible. Su madre le educó así, ¿acaso eso no es la que quiere decir la convivencia?

Le pido a Al·lâh, Glorificado y Enaltecido sea, que salgamos de este episodio pensando en los demás, y nos pongamos en su lugar y les tratemos con sencillez.

  • “Al·lâh nos envió para facilitar y no para complicar”
  • “El creyente es indulgente, tierno y sencillo”
  • “Al Mensajero de Al·lâh nunca le hicieron elegir entre dos cosas, sin que eligiera lo más fácil, ¡a menos que fuera pecado o rompiera la relación con un pariente!!!”

Pido de Al·lâh que podamos vivir con estos significados y pensemos en ellos, enseñándoselos a nuestros hijos, realizándolos con nuestras esposas y salvando las vidas de nuestros hermanos en Iraq.

Nos vemos en el episodio próximo con Al Imâm Mâlik

Assalâmo ‘Alaykum wa Rahmato Al·lâh wa barakâtoh

(Que la Paz, la Misericordia y las Bendiciones de Al·lâh sean con vosotros)


[1] Al∙lâh= significa Dios. Es el Nombre Más Grande que ostenta el Único Creador que posee todos los atributos propios de la divinidad, tal como fue revelado en el Qor´ân.

[2] (SAAWS): Sal·la Al·lâhu Alayhi Wa Sal·lam: Los Rezos y la Paz de Al∙lâh sean sobre él, que es explicada por los ulemas como sigue:

Sal·la Al·lâhu Alayhi: significa que le cubra con su misericordia…El motivo de traducirlo literalmente es porque estas palabras son repetidas por los musulmanes de todo el mundo, siguiendo el precepto divino de decir esta expresión siempre que se mencione al Profeta, en la llamada a la oración (Al Âdhân) o en cualquier circunstancia, como veneración concedida por Al·lâh a Su último Mensajero, que ha sido enviado a toda la humanidad. Wa sal·lam: significa: y derrame Su Paz sobre él

.[3] La Hégira: Es la emigración del profeta Mohammad y de sus compañeros de Meca a Medinah. El calendario musulmán comenzó a partir de este evento.

[4] TSQ : Traducción de los Significados de Al Qor'ân. Es imposible transmitir exactamente los verdaderos significados que contienen las palabras de Al Qor'ân o imitar su elocuente retórica. Se han traducido los significados de Al Qor'ân y no se puede decir que sea una traducción de Al Qor'ân. Esta traducción nunca podrá reemplazar la lectura de Al Qor'ân en lengua árabe -la lengua en que fue revelado.

 

 

Portada | Almadrasa | Foros | Revista | Galería | Islam | Corán | Cultura | Poesía | Andalus | Biblioteca | Jesús | Tienda

© 2003 - 2016 arabEspanol.org Todos los derechos reservados.